Email Pregunta Newsletter

Kirchlengern: sede principal y motor de innovación de DewertOkin

Décadas de pericia tecnológica entre los idílicos paisajes de Westfalia Oriental: Kirchlengern no es solo la sede principal de DewertOkin. También es el motor de la innovadora y potente tecnología de accionamiento de esta marca. Aquí se fundó, en 1982, la empresa Dewert y, en el año 2009 surgió finalmente DewertOkin GmbH como producto de la fusión de Dewert y OKIN. Actualmente, en la sede principal trabajan alrededor de 130 empleados.

Kirchlengern alberga el departamento de Investigación y Desarrollo de DewertOkin. Aquí trabajan, en un entorno moderno, técnicos altamente cualificados que diseñan productos avanzados para diversas aplicaciones destinadas a los sectores de camas, asientos, equipamiento de oficina, equipos médicos y tecnología agraria. La extensa cartera de productos, desde la tecnología de accionamiento y sistemas hasta el monitor de sueño individual, se amplía continuamente. La meta principal del diseño de productos es siempre combinar máxima calidad, funcionalidad y fiabilidad. Cada producto se prueba a conciencia en los laboratorios de ensayo de Kirchlengern antes de su producción en serie.

En la sede principal de DewertOkin trabajan, además, los departamentos de Gestión Global de Proyectos y Productos, Distribución Global y Mercadotecnia de la empresa. Desde aquí se coordinan y se dirigen proyectos internacionales de todos los sectores comerciales. La planta de Kirchlengern destaca por su productivo ambiente de trabajo, en el que se intercambian conocimientos continuamente y donde la diversidad y la variedad cultural son patentes. Además, como empresa internacional, DewertOkin apuesta por los métodos y conceptos de trabajo más modernos para garantizar procesos estructurados y eficientes.